Lo que nos dicen los premios Nobel sobre educación

PREMIOS-NOBEL-03-INED21

La educación debe ser un proceso de aprendizaje para la vida. Estoy convencida de ello y por este motivo, he escrito en otras ocasiones sobre la necesidad de aplicar en el ámbito de la educación todos los conocimientos científicos que se han desarrollado en los últimos años y que nos muestran caminos para mejorarla.
Si a nivel científico se consiguen avances importantes, resulta difícil entender que estos conocimientos no se trasladen al mundo real y sirvan para mejorar el mundo. Creo que la finalidad de las investigaciones no debería ser simplemente la de estar publicadas en revistas científicas y ser comentadas por una determinada comunidad profesional, sino que deberían traspasar este ámbito y conseguir que se incorporen a la educación, como nuevas formas de  mejorar la preparación de las personas para desarrollar su vida profesional y personal en este nuevo mundo VUCA.

“La educación es una inversión”

Theodore Schultz

Theodore William Schultz fue el primer investigador que señaló que la educación no era un gasto sino una forma de inversión. Sus trabajos demostraron, por vez primera, que la educación conduce a las personas a mejorar su nivel de renta y su nivel de bienestar y recibió el Premio Nobel de Economía de 1979.

La teoría del capital humano señala que para explicar ciertos fenómenos macroeconómicos, como por ejemplo, el crecimiento del PIB, es necesario incluir, además de los factores: capital y trabajo, un tercer factor: el capital humano, entendido como la acumulación de inversiones en educación, formación en el trabajo, salud y otros factores que permiten aumentar las capacidades de la persona.

Para Schultz, la inversión en conocimiento constituye un factor decisivo no solo a nivel económico, sino también cuando se trata de asegurar el bienestar humano. A partir del profesor Schultz, muchos investigadores han desarrollado sus trabajos en esta línea, para analizar el impacto del capital humano como un recurso estratégico.

“El cerebro puede cambiar gracias a las experiencias”

Eric R. Kandel

La neurociencia ha realizado avances a niveles espectaculares. Como señala el Premio Nobel Eric R. Kandel “la neurociencia ha hecho posible que se empiece a explorar la biología del potencial humano, que podamos entender qué nos hace como somos”.

Tras muchos años de ver el cerebro como algo fijo, hemos pasado a conocer la neuroplasticidad cerebral a cualquier edad. No es que podamos cambiar todo aquello que nos propongamos de nuestro cerebro, pero sí mucho más de lo que se creía.

El cerebro es un órgano plástico y moldeable, lo comenté ya en mi artículo “Las emociones importan en educación”. Y no solo es plástico durante los primeros años de vida, los neurocientíficos nos indican  que  la plasticidad se produce a cualquier edad.

James Heckman y la necesaria inversión en educación infantil – Premio Nobel 2000

“Es más rentable invertir en párvulos que en bolsa”

James Heckman

James Heckman, premio Nobel de Economía del año 2000, ha demostrado con sus trabajos de investigación que Es más rentable invertir en párvulos que en bolsa.

Los trabajos de James Heckman han concluido que la rentabilidad de invertir en educación de primera infancia es superior a otros tipos de inversión.

Las conclusiones de Heckman destacan que el entorno familiar condiciona mucho los resultados a los que puede aspirar un niño al alcanzar la edad adulta. En concreto, habla del “accidente del nacimiento”, para referirse a que el azar de nacer en una determinada familia constituye una fuente importante de desigualdad.

Consulta la nota completa en: INED21.com

4 thoughts on “Lo que nos dicen los premios Nobel sobre educación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *