Oportunidades y barreras para implantar el aprendizaje móvil

mlearning

Tal y como os muchos habréis percibido el móvil ha llegado para quedarse.
Respecto al campo educativo, en primer lugar, debemos aprender a educar en esta (nueva) sociedad para, posteriormente, comenzar a entender que el aprendizaje móvil tiene muchas oportunidades pedagógicas.

Una prueba de ello es que dos tercios de los estudiantes utilizan sus móviles con fines educativos y a esto habría que añadir que las previsiones de crecimiento del mercado móvil para el periodo 2015-20 son al alza.

Oportunidades…

Empezaremos con las oportunidades que nos depara el aprendizaje móvil a todos los niveles:

… Para el profesorado

Para el profesorado las posibilidades son muy amplias, aunque las más obvias están centradas en las posibilidades de mejorar las comunicaciones e innovar pedagógicamente.

… Para la administración de la escuela

Nuevamente vinculado con la facilidad para comunicarnos, podemos implementar el aprendizaje móvil para difundir notas, avisos e informaciones a los padres, eventos y emergencias o la asistencia del alumno (aspecto este, que puede incidir en la reducción del abandono escolar).

… Para el alumno

Obviamente, esta es la mayor oportunidad. Y no lo decimos únicamente nosotros, ya os informamos de que la UNESCO realizó una serie de informes en vistas de las nuevas posibilidades del aprendizaje móvil.

Barreras…

Tras comprobar las amplias posibilidades que nos ofrece el m-learning, también hemos de tener en cuenta algunas barreras que tendremos que evitar si queremos que nuestra implantación llegue a buen puerto:

¿Cómo proveer de dispositivos?

Puede parecer muy obvio optar por el BYOD dada la penetración de teléfonos inteligentes en nuestra sociedad, pero también nos podríamos plantear implantar programas de 1:1 (como ya se ha hecho con los ordenadores) para evitar problemas de acceso desigual.

Aspectos tecnológicos

Dado el alto nivel de obsolescencia que presentan los móviles se nos plantean varias problemáticas que van desde quien reemplazaría un móvil que no da más de sí, a la actualización de datos (software y aplicaciones) o a realizar el mantenimiento entre curso y curso.

Consulta la nota completa en: Aula Planeta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *